Etiquetas

, ,

En 1914, la situación en Europa era tan tensa, que en cualquier momento podía estallar una nueva guerra, ese detonante fue el asesinato del archiduque austriaco Francisco Fernando y de su esposa a manos de los independentistas serbios; esto desembocó en una guerra que, a pesar de las previsiones de paseo militar, duraría cuatro largos años.

Esta vez, no voy a hablar mucho del autor, más que nada porque ya he dedicado varios posts a obras del jiennense Juan Eslava Galán, de todos modos si a alguien le interesa saber más que visite su web (enlace aquí).

Esta vez Juan Eslava Galán desgrana la primera guerra mundial, con su habitual sentido del humor irónico e incisivo, su prosa fácil de leer, si poseéis una buena capacidad lectora se despacha en un par de días ya que el libro consta de unas 325 páginas, que no solo entretiene, sino que también enseña (la máxima de enseñar entreteniendo), algo que en muchas ocasiones se agradece.

El autor, desgrana poco a poco tanto las causas que llevaron a la guerra, como su desarrollo y los problemas que se derivaron en muchas de las potencias implicadas en ella (cambios de sistema político: por ejemplo en Rusia tras el levantamiento de los comunistas y el posterior fusilamiento de la familia imperial se pasó de un sistema de gobierno autocrático y basado en el comercio y la propiedad privada a uno, que con el tiempo también sería autocrático pero comunista), así como las consecuencias geográficas derivadas (creación de nuevos estados tras la desintegración de los denominados imperios centrales: por ejemplo del imperio Austrohúngaro saldrían países como Yugoeslavia o Hungría)

En este caso recomiendo su lectura, tanto por su rapidez y facilidad de lectura, como por las cosas que se pueden aprender de leerlo.

Anuncios